Crea una entrevista de trabajo que funcione en 2019

tecnicas para renovar entrevista de trabajo 2019

Cada vez son más los especialistas en RRHH y Managers que opinan que la entrevista de trabajo tradicional no es un buen indicador de selección.

Las entrevistas de empleo, por muy exhaustivas que sean, no tienen por qué determinar lo bien que va a funcionar alguien en un puesto de trabajo. Seguramente hasta a ti te ha pasado ya el encontrar a un candidato que era perfecto en entrevista pero terminar tirándote de los pelos trabajando con él.

Esto pasa porque la entrevista de empleo suele dar demasiada importancia a las habilidades técnicas, pasando por alto factores que van a influir mucho más en que una persona se desarrolle mejor o peor en un puesto. Es como si por ejemplo pensásemos que una persona, por el simple hecho de haber aprobado el carnet de conducir, va a ser un buen conductor. Esto no funciona así, ¿verdad?

Si esto que te contamos te suena familiar y quieres mejorar tu estrategia de selección de personal, aquí te contamos algunas de las nuevas técnicas para entrevistar a un candidato que están dando mejores resultados que la entrevista laboral a la que estamos acostumbrados.

4 técnicas innovadoras para enriquecer una entrevista de trabajo

Uno de los principales problemas que hay hoy con las entrevistas laborales es que son son poco prácticas. No hay sorpresas. Muchos candidatos han aprendido a venderse y a contestar las preguntas frecuentes en una entrevista de trabajo.

Pongamos de ejemplo que te preguntan por las 3 cualidades y 3 defectos en una entrevista de trabajo. ¿Te suena? No nos extraña. Esta pregunta se ha vuelto tan viral en miles de procesos de selección que ya ni pilla por sorpresa. Entonces tú como Manager, ¿crees que deberías fiarte de la respuesta de una pregunta así, tan repetida?

Entonces, si sabemos lo complicado que es saber si por ejemplo una persona es organizada o no con una simple conversación, ¿cómo se entrevista a una persona para un trabajo a partir de ahora?

1. Evaluaciones de “soft skills”

Las “hard skills” (habilidades técnicas) son posiblemente las que más te ayuden a la hora de conseguir una entrevista de trabajo. Pero de ahí a conseguir el empleo, se necesita mucho más que demostrar lo bien que manejas una herramienta o cuánta experiencia tienes en un determinado puesto.

Es aquí donde las “soft skills” entran en juego y son seguramente las que definan cómo te va a ir a lo largo de tu carrera profesional. Estas son habilidades muy valoradas profesionalmente porque son difíciles de enseñar, de evaluar e influyen directamente en cómo se relaciona una persona con los demás.

La empatía, la capacidad de trabajo en equipo, de resolución de problemas, de liderazgo, la asertividad, el pensamiento crítico, la adaptabilidad o la inteligencia emocional son de las cualidades más demandadas ahora y en el futuro. Además, si sabemos que en un futuro cercano cada vez habrá más empresas que opten por sustituir las tareas más repetitivas e incluso las técnicas por robots, tanto a candidatos como a recruiters nos interesa preparar entrevistas que se enfoquen en las “soft skills”, cualidades que los robots aún no tienen.

Incluir preguntas en la entrevista a las que no están acostumbrados los candidatos o incluso hacer pruebas de trabajo reales como veremos a continuación, son algunas de las muchas maneras que hay para saber si un candidato posee o no estas cualidades.

2. Audiciones de trabajo

Al igual que un actor hace una audición antes de saber si encaja de verdad en el papel, hay empresas que apuestan por hacer audiciones a sus candidatos. En este caso, la empresa paga al candidato por hacer una tarea totalmente real y en el ambiente donde en verdad se desempeña. Así se puede ver de manera práctica sus habilidades, cómo se desarrolla dentro de un día cualquiera en el lugar de trabajo y cómo encaja dentro del equipo o los otros compañeros.

Desde luego es que esta ha sido siempre nuestra técnica favorita y mejor consejo para entrevistas. Eso sí, lo mejor es aplicar esta técnica en la ronda final de entrevistas cuando ya solo quedan un número muy reducido de candidatos ya que es un método que exige más costes y tiempo (algunas empresas hacen pruebas que duran semanas).

3. Entrevistas informales fuera de la empresa

En realidad esta técnica es más una tendencia que una novedad. En muchos países es muy normal reunirse en un ambiente no profesional como puede ser un gimnasio o un café para conocer a la persona en la vida real.

Hay empresas que incluso ponen a prueba a sus candidatos con situaciones extrañas e inesperadas. Por ejemplo, les llevan a un restaurante y piden a los camareros que traigan mal los platos para ver cómo reaccionan.

Esta técnica se puede aplicar tanto en las primeras entrevistas como en la ronda final.  Suelen ser mejor indicador de la personalidad del candidato que la entrevista en oficina ya que por mucho que se prepare las respuestas, no puede controlar el ambiente y como influirá este en la conversación.

4. Video entrevistas

Muchas veces puedes llegar a descartar candidatos por el simple hecho de que no se encuentra en la misma ciudad o cerca de las oficinas para una entrevista presencial. Una de las soluciones más utilizadas por las empresas es la video entrevista de trabajo.

Son muy útiles ya que en ellas se puede ver cómo se explica la persona, sus gestos y si por ejemplo se ha tomado o no tiempo de buscar un sitio tranquilo, con buena luz y buen wifi.

Se suelen hacer en cara a cara con el entrevistador o bien de forma online enviando una serie de preguntas que el candidato puede leer, prepararlas unos segundo y grabar las respuestas. Esta última opción es muy útil sobre para que varias personas puedan evaluar al candidato y repetir la grabación incluso para procesos futuros.

Las entrevistas por vídeo están genial para las primeras fases del proceso de selección pero no para la decisión definitiva. En cámara, se pueden escapar muchos detalles de una persona. Para ello siempre se deberá conocer al candidato en persona ya que solo así se tiene un conocimiento real.

A nosotros el ejemplo de entrevista que más nos atrae y mejor nos funciona son las audiciones de trabajo ya que hasta ahora, es la técnica más real para conocer de verdad a un candidato. Y tú, ¿cuál de estos tipos de entrevista de trabajo te convence más para llevarte a los mejores candidatos este año?