ejemplos de ecommerce moda de exito en españa 2019

El boom del ecommerce de moda: 4 ejemplos de tiendas online exitosas

Hace no demasiados años, hacer la compra de la semana o pagar facturas valiéndonos únicamente de un ordenador y de una conexión a Internet sonaba cuanto menos a utopía. Hoy día, hay pocos productos o servicios que no podamos adquirir o contratar online. ¿Quién no ha hecho nunca alguna compra en un ecommerce de moda?

De la mano de gigantes como Amazon, Inditex o Zalando, en los últimos años el Ecommerce no ha hecho más que ganar terreno y sumar usuarios y tiendas online exitosas en todo el mundo.

Según datos de la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC), el comercio electrónico superó en España los 10.000 millones de euros en el tercer trimestre de 2018, casi un 30% más que el año anterior. Los factores que se esconden detrás de algunas de las tiendas online más exitosas son:

– Comodidad

Este es el principal factor que ha hecho que el comercio online haya despuntado de esta manera en tan poco tiempo. Un tipo de comercio que ha sabido adaptarse a la realidad de los consumidores de hoy día, marcada por las prisas y los horarios ajustados.

A la vista de este panorama, es comprensible que la posibilidad de comprar un abrigo o una tablet sin moverse de casa haya tenido tan buena acogida y que montar una tienda online sea algo rentable siempre y cuando se acompañe de una buena estrategia de marketing digital.

– Experiencia de usuario

Otro factor que ha influido de manera indiscutible en el crecimiento de las tiendas online es que las webs sean amigables, intuitivas y fáciles de usar. Tal es el crecimiento que algunas voces estiman que en un par de años la facturación de la venta de moda online de algunas marcas podría alcanzar entre el 30 y el 40%.

ecommerce españa datos estadisticos cnmc

Fuente: CNMC

 

4 casos de éxito: ejemplos de ecommerce de moda en España

1. Hawkers


La marca de gafas nacida en Alicante, hoy en manos del empresario venezolano Alejandro Betancourt, factura unos 40 millones de euros anuales gracias en parte a Facebook Ads.

Son además patrocinadores de Los Ángeles Lakers en la NBA. Los fundadores de Hawkers, Alex y David Moreno, crearon su propio ecommerce en 2013. Con sólo 300€ compraron 27 gafas de sol Knockaround y, con lo que ganaron revendiéndolas, fueron haciendo pedidos cada vez más grandes.

Las gafas polarizadas de la marca pronto se demostraron como interesantes productos rentables para vender de forma online. Entre otras cosas, por ser fáciles de enviar siendo un producto pequeño, ligero y no excesivamente frágil.

Además, irrumpieron en el mercado con precios más económicos que los de otras marcas ya consolidadas como Oakley o Ray-Ban.

Como decimos, lo que pronto convirtió a Hawkers en un ecommerce millonario fue en parte su estrategia en Facebook Ads. Llegaron a invertir 10.000€ diarios. Empezaron dirigiéndose al target de los jóvenes con un cupón de 50$ en anuncios.

Lo hicieron utilizando la técnica del retargeting, basada en insertar un código en la web que genera una cookie en el usuario que visita la página. De este modo, cuando el usuario seguía navegando por Internet, se encontraba con un anuncio de gafas Hawkers con el modelo por el que había mostrado interés (a menudo con un descuento). Esa cookie es el llamado “píxel de conversión”.

Otra razón del éxito del ecommerce son sus alianzas con influencers como Dani Alves, Paula Echevarría o Jorge Lorenzo. Con casi 7 millones de seguidores en Facebook, se consideran expertos en “crear hype”, es decir, en generar altas expectativas alrededor de un producto, creando en el consumidor la necesidad de comprar gafas Hawkers.

Además, desde el principio, en Hawkers se monitorizó cada acción. Por ejemplo, los datos de tráfico y facturación para conocer la conducta de los usuarios y poder así potenciar las acciones que les generaban retorno y corregir las que no.

2. Minimalism Brand

El caso de Minimalism Brand como caso de éxito de ecommerce de moda

Fuente: Minimalism Brand

Otro ejemplo de tienda online de éxito es la de Minimalism Brand. Desde hace un año y medio aproximadamente venden camisetas, carteras y mochilas.

Sus fundadores, Pepe Martín y Víctor Rodado, arrancaron con la idea de “crear una marca cuyos productos fueran útiles para el día a día”. Con esa base, lanzaron sus carteras minimalistas y posteriormente las mochilas.

La inversión inicial no fue muy fuerte y partían con la ventaja de que uno de los socios tuviera una agencia de marketing. Además Pepe Martín llevaba 5 años desarrollando ecommerce para distintos clientes. Reconocen que “si tuviéramos que poner una cifra diríamos que empezamos con menos de 1.500€”.

A día de hoy, en Minimalism Brand continúan Víctor, empresario desde los 18 años, y Pepe, con estudios de ADE y especialista en Marketing. Trabajan con varios freelance que les ayudan a gestionar la atención al cliente y el diseño. Su intención es ir aumentando el equipo con el tiempo, pero reconocen que quieren hacerlo sin prisas.

En cuanto a la estrategia digital que han mantenido hasta ahora para vender sus carteras Minimalism, mantienen que “hay que estar en todos los canales para que el usuario nos conozca, tanto en redes como en canales orgánicos”. “Hacemos publi en redes, creamos mucho contenido en el blog, damos charlas, ejercemos como profesores…todo vale para dar visibilidad”, apuntan los socios de la marca.

Reconocen que “quizá lo que más destaque es que en el blog y en la web lo contamos todo. Incluso cuánto facturamos cada día. Hay un botón en minimalismbrand.com donde todo el mundo puede ver este dato”.

Preguntados sobre la plataforma ecommerce que utilizan, comentan que a día de hoy siguen confiando en Shopify porque creen que “es la más eficiente” y por eso, de momento, no tienen intención de cambiarla.

De las diferencias entre Shopify, PrestaShop, Magento y otras plataformas de ecommerce hablamos en otro de los post de nuestro blog.

3. Pompeii

El caso de Pompeii como caso de éxito de ecommerce de moda

Fuente: Pompeii

Esta marca de zapatillas vende casi todo a través de sus redes sociales. De hecho, reconocen que el 95% de sus ventas proceden de este canal. En concreto apuntan a que el 85% de su facturación viene a través de Instagram.

En su primer año de vida, esta startup facturó casi medio millón de euros vendiendo zapatillas online. Inspirados por el éxito de Hawkers, los fundadores de Pompeii se centraron en crear expectación, el hype del que hablábamos antes. Con un capital inicial de 18.000 euros, fabricaron 350 zapatos Pompeii.

Sus 4 fundadores, con estudios de Administración de Empresas e Ingeniería Industrial, se reunieron con fabricantes de zapatos y, como ellos mismos reconocen, empezaron a “hacer ruido en Internet». Empezaron cediendo el producto a cuatro blogueros de moda muy reconocidos en España, abriendo cuentas en redes sociales e insistiendo en un mensaje claro: zapatillas modernas a 50 euros, de calidad y de edición limitada. En pocos días sumaron 2.000 seguidores.

Después, abrieron un pop-up store en Madrid. Solo en un fin de semana vendieron 600 pares de zapatillas.

Al tiempo, dejaron de utilizar los pop-up store físicos para vender exclusivamente en Internet, pero utilizando esa misma técnica de la escasez que les ayudó a despegar. Es decir, vendiendo sus zapatillas como productos exclusivos y de edición limitada.

Lo hacen por ejemplo anunciando en redes el día en el que saldrán a la venta, colgado muchas fotos, mensajes y animando a la gente a que se dé prisa.

A finales de 2018, Pompeii se aliaba con la start up de moda femenina Laagam para distribuir sus zapatillas en sus tiendas y crear contenido para las redes sociales y sus respectivas plataformas web. Esta alianza supuso la entrada de Pompeii en el sector de la moda femenina.

También a finales del año pasado, abría sus puertas la primera tienda Pompeii en Madrid en la calle de Fuencarral, uno de los principales ejes comerciales de la ciudad.

A los cuatro fundadores de la marca, se han ido sumando con el tiempo programadores y profesionales de atención al cliente y hace tiempo que empezaron su expansión internacional vendiendo sus zapatillas en Francia, Italia, Reino Unido y Alemania.

4. Laagam

Laagam es un ecommerce de moda pero con tienda física y atención personalizada.

Fuente: Laagam

En el caso de esta marca, el cliente llega al establecimiento y elige las prendas que quiera para después realizar el pedido en la pantalla interactiva del establecimiento y recibirlo en 24 horas en su casa o en la tienda.

La tienda física está cerrada cuatro días a la semana y tan solo abre de jueves a sábado (Barcelona) y hasta el domingo en Madrid. El resto de la semana sus productos están disponibles solo en la tienda online.

De esta manera, la marca reduce considerablemente sus gastos. Es lo que se conoce como guideshop, establecimientos en los que el cliente puede probarse la ropa de la marca para después adquirir las prendas elegidas a través de Internet.

Como vemos, tanto Hawkers, Minimalism Brand, Laagam y Pompeii son claros ejemplos de cómo los ecommerce muy nicho pueden crecer a pesar de que nos movemos en un mercado dominado por Amazon. Las tres marcas se han focalizado en un tipo de público bastante concreto, ofreciendo un producto específico (gafas polarizadas, carteras minimalistas y calzado de calidad y a precio asequible) y rodeándose de profesionales del marketing digital.

Si este es tu campo de especialización, echa un ojo a la oferta de trabajo en la que buscamos un técnico SEO especialista en ecommerce y envíanos tu candidatura.

Ecommerce

Deja un comentario